Facebook Twitter G+ LinkedIn
Tel: (222) 8879251 WhatsApp

Monitoreo de una migración: La lista paso a paso para migrar correctamente

Ya sea que se trate de un cambio de nombre del sitio web, una consolidación de diferentes propiedades o una migración de HTTP a HTTPs, cuando se implementa un cambio estructural en un sitio web, es crítico monitorear las conversiones de rastreo, indexación, rankings, tráfico y búsqueda orgánica tanto en la versión vieja como en la nueva. El seguimiento cuidadoso te permitirá corregir cualquier problema que pudiera surgir.

Además de establecer una estrategia relevante a seguir que incluya las mejores prácticas de optimización de motores de búsqueda (SEO), éstas son las áreas más importantes y los pasos a seguir durante las etapas de migración. Tienes que estar preparado para identificar cualquier problema que pudiera causar un impacto negativo al momento de migrar así como la identificación de oportunidades.

Comienza a dar seguimiento de la visibilidad orgánica tanto en url’s  antiguas y nuevas al menos un par de meses antes de que se realice la migración. Esto facilitará la identificación de cualquier comportamiento inesperado e incoherente cuando ocurra el cambio.

migraciones web

Barrido de ambas versiones del sitio web (viejo y nuevo)

Comencemos con los aspectos más fundamentales para validar y monitorear después de ejecutar una migración:

  • ¿Se pueden rastrear las URL en la nueva ubicación? Asegúrate de que las páginas y los recursos sean accesibles de manera efectiva en sus nuevas direcciones.
  • ¿Se han implementado y probado eficazmente los redireccionamientos 301 de las ubicaciones de URL antiguas a las nuevas?

Esto se puede hacer utilizando una herramienta como: Screaming Frog para simular el comportamiento de los rastreadores de búsqueda. De la misma manera ayuda para revisar enlaces rotos, imágenes rotas y cualquier otro tipo de problema que pudiera existir.

Revisa si todos los enlaces están redirigiendo a las nuevas URL. Si los enlaces se redireccionan correctamente, las nuevas URL se indexarán en lugar de las antiguas, y las antiguas no mostrarán ningún estado de error HTTP, evitando redirecciones de bucles o cadenas que sean más difíciles de redireccionar.

Para evitar perder URL antiguas, es ideal crear una lista de ellas utilizando diferentes fuentes de datos de páginas anteriores para migrar y monitorear:

URL rastreables en la ubicación anterior que se encuentran con las simulaciones de rastreo.
URL con cualquier tráfico en los últimos meses.
URL que rankee en el top 20.
URLs con enlaces externos.

La mayoría de los rastreadores SEO se integrarán con otras herramientas. Por ejemplo, con Deepcrawl puede integrar datos de Google Search Console, Google Analytics, Majestic y archivos de registro que identifiquen posibles brechas de rastreo. Esto incluye URL huérfanas que quizás ya no se usen, pero traigan valor y se migren a una nueva versión de URL.

Indexación web vieja vs. nueva

Monitorea las páginas y recursos nuevos relevantes para ver si se indexaron en la nueva ubicación mientras los antiguos desaparecen del índice de Google. Esto es más fácil de hacer ahora con la nueva versión del Google Search Console, donde puede agregar las ubicaciones web viejas y nuevas involucradas en la migración como propiedades independientes para rastrear.

Rankings viejos vs. nuevos

También es fundamental controlar los rankings y el tráfico en las ubicaciones web nuevas y antiguas tanto para escritorio como para móvil. Utiliza los rankings (con su historial) para saber si no fueron afectados al momento de llevar a cabo la migración.

Observa si existe una caída en el ranking. También es importante comprobar el rendimiento (con respecto a la posición media y el CTR) con el tiempo. Aunque puede tomar algo de tiempo recuperar completamente los rankings anteriores con la nueva ubicación, puedes asegurarte de que las nuevas páginas del sitio rankeen por las palabras clave correctas y el tipo de resultado (imagen, video, AMP, etc.), especialmente si has consolidado los rankings.

En conclusión, debes estar al pendiente del comportamiento de tu sitio web para evitar que tengas una pérdida de tráfico y dinero.

 

Leave A Comment